KonoZer ARAGÓN
Portada del sitio > 08 NUESTROS FOROS > 02 Foro de lo KULTURAL > ARTE PLASTICO > Pilar Dolz Mestre ARTISTA GRABADORA Y DIRECTORA DE LA GALERIA CÀNEM DE (...)

Pilar Dolz Mestre ARTISTA GRABADORA Y DIRECTORA DE LA GALERIA CÀNEM DE CASTELLÓN

Por AMPARO PANADERO

Domingo 21 de febrero de 2010, por 01 Inmaculada Casado

NACIMIENTO MORELLA,1945

TRAYECTORIA DESDE JOVEN PINTABA Y DIBUJABA. SU OBRA HA RECORRIDO ESPAÑA Y NUMEROSOS PAÍSES. HA PROMOVIDO EXPOSICIONES, Y ACTOS CULTURALES, SOCIALES REIVINDICATIVOS. EN DICIEMBRE DE 1974 ABRIÓ CÀNEM, GALERIA DE ARTE CONTEMPORÁNEO, ABIERTA Y PLURAL.

Desde la infancia ya trajinaba con el dibujo. Recuerda que su padre Joaquín le regaló una caja de acuarelas francesas, un hecho memorable en tiempos en los que el máximo de colores era los lápices de Alpino. Un ascendente que funcionó para la futura artista. La niña Pilar "se creció" y pintaba para sus compañeras de clase. Cuenta que más que dibujar, negociaba "porque vendía mis dibujos. Recuerdo que por Navidades hacía unas tarjetas preciosas que vendía a las niñas. De pequeña ya era vendedora". En 1974 nació Cànem, un hito castellonense. Revolución, vanguardia, compromiso, y una mujer emprendedora, luchadora, al frente del negocio. Esta galería abrió las puertas del arte contemporáneo y de los creadores locales, generando movimiento y la consolidación de nuevas firmas. La Pilar Dolz galerista convive con la creadora. Autora de excelentes grabados. Vanguardia y arraigo a la tierra de Els Ports. Un mapa de la geografía humana, anímica, de colores profundos, firmes. Como ella, feminista de la lucha que no cesa. Ahora prepara su estand en Arco´10, feria en la que Cànem destaca. Acaba de participar en Arte Lisboa, han estado en Santander, han participado en la Feria Videoarte de Barcelona y tienen en el CCC de esta ciudad a Joaquina Moragrega, en la muestra Pandora´s Boxer. Por otra parte, en Cànem expone Cruz Plaza, y el 18 de diciembre reciben a la francesa Deva Sand.

—¿Cómo es hoy la agenda de Cànem tras cumplir 35 años?

— En estos años no nos hemos deprimido ni un minuto. No nos podemos quejar. Somos una galería local y abierta en todo el sentido de las palabras. Para Cànem, lo más cercano es lo más universal. Y siempre hemos defendido la libertad de hacer lo que nos da la gana, al margen de modas. Apostamos por la creación plural, una galería sin franquicias, manteniendo la defensa de nuestros artistas, y lo mejor, que te enamores y emocines ante una creación.

—¿Cómo se presenta Arco, donde dicen que se mueve tanto dinero, ahora en plena crisis?

— Participamos en cinco ferias cada año y, desde luego, en los tiempos que corren tener la galería abierta es todo un reto, porque el día a día no deja de ser duro. Arco es una feria muy mediatizada, donde acuden Instituciones, fundaciones, coleccionistas... y este año ha ido muy bien. Una galería es una tienda, pero Cànem es algo más. Aquí siempre tenemos una relación con los creadores, hay afecto, complicidad, una conexión que está por encima del tema económico. A veces te salen más las cosas pero te llena de satisfacción mantener este romanticismo. Somos la única galería de estas características de Cataluña, Valencia y Aragón, una zona que es común.

—Además, ustedes apuestan por los jóvenes creadores.

— En Cànem siempre tienen su espacio y mantenemos cada año varias exposiciones de jóvenes cercanos, que viven o han nacido, que están vinculados a esta tierra mediterránea. El arte no tiene nacionalidad, ni país, fronteras, el artista sí. Apostamos mucho por los nuevos creadores, y hay cosas muy buenas, a pesar de que no lleguen al mercado. Hay creadores que se hacen millonarios y otros que les toca menos cuota de mercado. La gente piensa que el arte caro es mejor, pero hay mucha calidad, creadores que no están en el mercado y que son excelentes. Una cosa es la calidad y otra el mercado. Y en Cànem nos gusta conseguir que un buen creador sin mercado pueda llegar a un Museo, una Fundación o una colección.

—¿Qué momento vive el arte joven en Castellón?

— Se hacen muchas cosas interesantes. En Cànem colocamos la obra de estos jóvenes, deseando que aguanten porque hay gente muy buena, aunque la sociedad viva de espaldas a ellos. Sucede que en el arte hay gente que molesta, que entorpece y que desvía la atención de la calidad y el valor de los que empiezan. Hay mucha calidad, muy buenos creadores, pero no son profetas en su tierra. Castellón, como todo, tiene cosas muy buenas y muy malas, grandes defectos y valores. Por ejemplo, me gusta mucho el Espai d´Art Contemporani por la labor didáctica que lleva, no solo muestra obras, sino que establece un diálogo permanente con el público. Y hay otras cosas que no me gustan nada como llenar la ciudad de cosas horrendas, con basuras que despistan. Aquí tenemos lo más bueno y lo más malo.

—¿Qué lugar ocupa la obra de Pilar Dolz en Cànem?

— Estoy muy contenta de ser galerista. Soy grabadora, pero me gusta más ser galerista. Poder ser cómplice, estimar a la gente nuestra, abrirles las puertas, escucharles, sentir sus inquietudes, todo esto da tremendas satisfacciones que son reales. Soy más galerista y eso que he aprendido con algunos de los mejores profesores y disfruto con mis grabados, pero no solo eso, es que disfruto también en un taller de grabación como los de antes, haciendo trabajos de otros, la edición de libros...

—Además, usted es una feminista convencida y activista...

— Me gusta que me digan feminista. Significa trabajar por mejorar la situación de las mujeres. Hoy seguimos luchando, hay que combatir el miedo, el genocidio, el terrorismo de la violencia de género. Comenzamos luchando porque las mujeres eran diferentes ante la ley, la sociedad, hemos ido avanzando pero hay que seguir. Luchar contra la violencia, defender una educación sexual, la igualdad real. Las relaciones afectivas aún siguen aflorando en una mujer de la cabeza a los pies, y en los hombres es genital. Y hay otra mirada. La mirada femenina que puede cambiar muchas cosas. En el arte pasa igual, hasta no hace mucho el arte era burgués, occidental y masculino. Ahora hay una mirada femenina que crece. Y yo no me creo eso de que hombres y mujeres son iguales. Somos diferentes pero, precisamente en esta diferencia, si suma y no resta ni divide, está la riqueza.

—¿Cómo valora la relación y apoyo institucional al arte?

— Sobre esta colaboración solo pido que no interfieran. Vivimos en un mercado libre. Quiero que todo el mundo pinte, escriba, componga, cree- No me niego a que cualquiera pueda expresarse, pero, en muchos casos se entra en la espiral administrativa, institucional y, entonces, dudas si esta relación es positiva o es una competencia desleal. El arte es una cosa muy seria, hay muchos empresarios y artistas que arriesgan su dinero y su trabajo.

Ver en línea : el periódico mediterráneo

Comentar este artículo

SPIP | esqueleto | | Mapa del sitio | Seguir la vida del sitio RSS 2.0