KonoZer ARAGÓN
Portada del sitio > 08 NUESTROS FOROS > 01 Foro de lo ESPIRITUAL > 02 TALLER DARMICO > 04 PORTAL > EL CÁNCER SEGÚN EL HOSPITAL “JOHN HOPKINS” DE U.S.A.

EL CÁNCER SEGÚN EL HOSPITAL “JOHN HOPKINS” DE U.S.A.

Sábado 9 de enero de 2010, por 02 Antonio Palomino

1) Cada persona posee células cancerígenas en su cuerpo. Estas células no aparecen con las pruebas protocolarias, sino hasta que se han multiplicado por algunos billones. Cuando los doctores dicen a sus pacientes con cáncer que ya no tienen células cancerígenas después del tratamiento, significa simplemente que, por su tamaño, los exámenes no han detectado esas células.

2) Las células cancerígenas aparecen entre 6 y hasta más de 10 veces en la vida de una persona.

3) Cuando el sistema inmunológico de una persona es fuerte, este destruye las células cancerígenas y previene su multiplicación y la formación de tumores.

4) El que una persona padezca cáncer, supone que tiene múltiples deficiencias nutricionales. Esto puede ser genético, ambiental, alimenticio o producido por factores relacionados con el estilo de vida.

5) Una forma de combatir la múltiple deficiencia nutricional, es cambiando la dieta e incluyendo suplementos alimenticios que refuercen el sistema inmunológico.

6) La quimioterapia consiste en envenenar las células cancerígenas de rápido crecimiento, pero esto implica a su vez que se envenenen también células sanas de rápido crecimiento de la medula ósea, el tracto intestinal, etc., pudiendo causar daño a distintos órganos como el hígado, los riñones, el corazón, los pulmones, etc...

7) La radiación, a la vez que destruye células cancerígenas, también quema, deja cicatrices y daña a células sanas, tejidos y órganos.

8) Los tratamientos con quimioterapia y radiación reducen frecuentemente y en un principio el tamaño de los tumores, sin embargo el uso prolongado de quimioterapia y radiación deja finalmente de destruir los tumores.

9) Cuando el organismo se carga de tóxicos provenientes de la quimioterapia y la radiación, el sistema inmunológico se ve comprometido o se destruye, por lo que la persona puede sucumbir a diferentes tipos de infecciones y complicaciones.

10) La quimioterapia y la radiación, pueden provocar que las células cancerígenas muten y se vuelvan resistentes, dificultando su destrucción. La cirugía también puede provocar que las células cancerígenas se propaguen a otros sitios.

11) Una manera de combatir el cáncer, es dejar que las células cancerígenas se “mueran de hambre”, dejando de alimentarlas con determinada comida que necesitan para su multiplicación.

LAS CELULAS CANCERÍGENAS SE ALIMENTAN DE:

a) El azúcar alimenta el cáncer. El azúcar se corta con un suplemento alimenticio muy importante para el cáncer. Algunos sustitutos del azúcar llevan Aspartame en su composición, y este es dañino. Un buen sustituto natural puede ser la miel de abeja, pero en pequeña cantidad. La sal de mesa contiene químicos que le dan el color blanco. Una alternativa mejor sería la sal marina.

b) La leche obliga al cuerpo a producir mucosa, especialmente en el tracto gastro-intestinal. El cáncer se alimenta también de mucosa. Sustituyendo la leche normal por leche de soja sin azúcar, las células cancerígenas comienzan a morir de hambre.

c) Las células cancerígenas prosperan en ambientes ácidos. Una dieta basada en carne es alta en ácido, por lo que es preferible comer pescado y algo de pollo que comer carne de res o cerdo. La carne contiene antibióticos, hormonas y parásitos muy dañinos, especialmente para las personas con cáncer.

d) Una dieta cuyo 80% esté compuesto por vegetales frescos y zumos, grano, semillas, nueces y algo de fruta, ayudará a mantener al cuerpo en un ambiente alcalino. El 20% restante puede estar formado por comida cocinada, incluyendo las legumbres. El zumo de vegetales frescos provee de enzimas vivas que rápidamente son absorbidas, pudiendo en 15 minutos alcanzar niveles celulares nutriendo y aumentando el crecimiento de células sanas. Para obtener enzimas vivas constructoras de células sanas, trata de tomar zumo de vegetales frescos y comer algunos vegetales crudos de 2 a 3 veces al día. Las enzimas se destruyen a una temperatura de 40 grados centígrados.

e) Evita el café, el y el chocolate que contengan altas dosis de cafeína. El té verde es una buena alternativa y tiene propiedades que luchan contra el cáncer. Bebe agua purificada o filtrada; el agua de los grifos contiene tóxicos y altos niveles de metales en suspensión. Evita el agua destilada; es acida.

f) La proteína de la carne es difícil de digerir y requiere de muchas enzimas digestivas. La carne sin digerir permanece en el intestino y fermenta, convirtiéndose en más residuos tóxicos.

g) Las paredes de las células cancerígenas están recubiertas de proteínas resistentes. Si comes menos carne liberas más enzimas que atacan a las paredes proteínicas de las células cancerígenas y permitirá que el cuerpo produzca células que las combatan. Existen algunos suplementos que ayudan a reconstruir el sistema inmunológico.

IMPORTANTE:

1) Hay algunas teorías que dicen que el cáncer es una enfermedad de la mente, del cuerpo y del espíritu. Un espíritu positivo ayuda al enfermo de cáncer a sobrevivir. La ira, el rencor y el resentimiento ponen al cuerpo en un ambiente agresivo y tenso. Aprende a tener un espíritu de amor y perdón. Aprende a relajarte y a disfrutar de la vida.

2) Las células de cancerígenas no prosperan en un ambiente oxigenado. Haciendo ejercicio diario y respirando profundo ayudas a llevar oxígeno a nivel celular. La terapia de oxígeno es otra forma de combatir las células del cáncer.

El Hospital John Hopkins hace las siguientes recomendaciones:

1.- No usar recipientes de plástico en el microondas. 2.- No colocar botellas de agua en el congelador. 3.- No usar envolturas o tapas de plástico para recipientes en el microondas. Al calentar el plástico en el microondas o poniéndolo en el congelador, se liberan dioxinas. Las dioxinas son agentes químicos que producen cáncer, especialmente cáncer de mama. Las dioxinas envenenan las células de nuestro cuerpo. Esta información, también ha estado circulado por el Walter Reed Army Medical Center.

Recientemente, el Dr. Edward Fujimoto, director del programa Wellness en el Hospital Castle, estuvo en un programa de televisión explicando algunos riesgos para la salud.

Habló de lo nocivas que son las dioxinas, dijo que no debemos calentar nuestra comida en el microondas usando recipientes de plástico. Esto es aplicable especialmente a los alimentos que contienen grasas. Afirmó que la combinación de la grasa, las altas temperaturas y el plástico, libera dioxinas que van directamente a los alimentos entrando así en nuestro cuerpo. Para calentar la comida recomienda el uso de recipientes de cerámica o vidrio, lo que garantiza los mismos resultados pero libres de dioxinas. Las comidas instantáneas y platos preparados que se venden en supermercados, como caldos, sopas, etc., deberían ser extraídas de sus envoltorios y calentadas en recipientes de vidrio.

Señaló asimismo, que el papel no es malo pero no se sabe lo que contiene el papel. Lo más recomendable es usar vidrio templado. Hace ya tiempo que en algunos restaurantes de comida rápida se sustituyeron los envases de hielo seco (foam) por papel, con el objetivo de eliminar las dioxinas.

También dijo que cubrir los recipientes con plástico para ponerlos en el microondas es muy peligroso: las altas temperaturas hacen que se derrita el plástico, liberando peligrosas toxinas que caen en la comida. Recomienda en su lugar, el uso de servilletas de papel...

Comentar este artículo

SPIP | esqueleto | | Mapa del sitio | Seguir la vida del sitio RSS 2.0